Transfiera este artículo como archivo del pdf.

Lo que llamamos dolores, molestias y estiramientos del trabajo físico son conocidos, por aquellos que se preocupan por la salud, como problemas musculoesqueléticos relacionados con el trabajo.

Los problemas musculoesqueléticos son condiciones físicas que afectan a los músculos, tendones, nervios y articulaciones que no son causados por un trauma agudo, como el caerse de una escalera.

Los problemas musculoesqueléticos son la causa principal de discapacidades en los trabajadores. Entre 1997 y el 2005 costaron a la industria de la agricultura $136 millones y 862,500 días de trabajo perdido. En la industria frutícola, son casi la cuarta parte de todos los reclamos de compensación a los trabajadores del Departamento de Labor e Industria del Estado de Washington. Entre 1998 y el 2004, hubo 687 reclamos por problemas de cuello, espalda y de extremidades superiores y 222 por problemas con las extremidades inferiores, con un promedio de 130 reclamos por año.

Tipos de lesiones

• Cuello: Aunque los problemas de cuello no son muy comunes, son el segundo tipo más costoso de problemas musculoesqueléticos, promediando $15,813 por reclamo y es el que requiere más tiempo fuera del trabajo para recuperarse (en promedio 279 días).

• Espalda: Los problemas de espalda son los más comunes pero los menos costosos (promediando $11,626 por caso) y es el que requiere el menor tiempo fuera del trabajo (195 días). Sin embargo, si el problema involucra un nervio presionado, llamado ciática, es muy costoso ($69,237 por caso) y resulta en un promedio de 554 días de trabajo perdidos.

Extremidades superiores: La mayoría de estos reclamos involucran la mano y la muñeca, seguidos por el hombro y codo.

Síndrome del Túnel Carpiano y Tendinitis (tenosinovitis) ambos resultan del movimiento repetitivo de la mano y la muñeca. El costo promedio del Síndrome del Túnel Carpiano es $21,208 por reclamo, con un promedio de 250 días de trabajo perdidos. Mientras que la tendinitis es menos costosa, el tiempo perdido es comparable.

Los problemas de hombro, específicamente el debilitante síndrome de la articulación rotatoria del hombro son los más costosos en términos de costos y de tiempo perdido de trabajo. El promedio de trabajo perdido es casi de un año (323 días) y el costo promedio es $29,877 por reclamo. Las actividades más probables de causa de este síndrome son el esfuerzo excesivo, elevación repetida o la extensión hacia adelante del brazo.

Epicondilitis es el problema de extremidades superiores relacionado con el trabajo menos común y más económico ($11,382), pero el tiempo de recuperación es largo, promediando 263 días. Es una inflamación que tarda en sanar del tendón del antebrazo, que es el que se origina en el codo. El agarre fuerte y repetitivo y el uso excesivo del antebrazo durante trabajos como la poda pueden llevar a este problema.

Causas de problemas musculoesqueléticos

El estrés físico en los músculos, tendones, nervios y articulaciones del cuerpo son la raíz de las causas de los problemas musculoesqueléticos relacionados con el trabajo. No solamente es la fuerza excesiva, sino por cuánto tiempo la parte del cuerpo está bajo estrés o con qué frecuencia sucede.

Aunque muchas cosas han sido automatizadas en la industria frutícola, el trabajo manual continúa requiriéndose para poder producir productos de calidad. Esto puede involucrar la exposición crónica al estrés físico que lleva a los problemas musculoesqueléticos, como:

• Trabajar por períodos prolongados en posición encorvada.

• Cargar cargas pesadas en posturas raras.

• Trabajar con las manos, brazos o codos por arriba del nivel del hombro.

• Arrodillarse o estar en cuclillas.

• Agarre repetitivo fuerte.

• Someter todo el cuerpo a vibración continua.

Para prevenir estas lesiones se necesita estudio e imaginación. El aspecto del estudio de estos problemas viene a través de la ciencia de la ergonomía, la cual evalúa la capacidad física de un trabajador en relación a las labores, herramientas y ambiente del trabajo específico. Una demostración de un proyecto ergonómico realizado en el 2000 en la industria frutícola documentó las labores que son riesgosas y que deben producir ya sea la capacitación del conocimiento ergonómico del empleado (zonas de precaución) o los cambios en el lugar de trabajo (zonas difíciles). El proyecto identificó situaciones en un número de labores comunes, los casos de posiciones raras de mano y brazo, posturas raras del cuello y la espalda, los movimientos muy repetitivos y el levantamiento frecuente de peso.

Soluciones

Al tratar con estos riesgos ergonómicos es donde viene la creatividad. Con frecuencia requiere volver a diseñar las herramientas o volver a pensar cómo se realiza el trabajo. Esto ayudará a logra la meta de mejorar la postura del trabajador, a reducir la fuerza física requerida para el trabajo y a limitar la exposición a movimientos repetitivos. Los siguientes son algunas buenas ideas:

• Evite que los trabajos manuales y las herramientas estén por arriba del nivel de los hombros, todo esto debe hacerse dentro de 16 pulgadas de distancia del trabajador.

• Si es posible provea un lugar para sentarse porque el estar parado por periodos prolongados produce que la sangre se acumule y causen inflamación de las piernas (más que cuando caminamos) corriendo el riesgo del síncope (desmayo) en clima caliente.

• Proveer un tapete para el piso a los trabajadores que necesitan estar parados constantemente y asegurarse que su mesa de trabajo tenga la altura apropiada. Para los hombres que realizan trabajo ligero debe ser de 43 a 43 pulgadas de alto y para trabajo pesado de 36 a 39 pulgadas. Para las mujeres, la altura debe ser de 37 a 39 pulgadas para trabajo ligero y de 33 a 35 pulgadas para trabajo pesado.

• El diámetro del mango de las herramientas deben permitir al trabajador cubrirlo totalmente alrededor con el pulgar y los dedos empalmándose por lo menos 3/8 pulgada.

• Para limitar el encorvamiento, proveer a los trabajadores con herramientas con mangos largos.

• Las herramientas para podar deben tener mangos lo suficientemente largos para que no presionen en la palma. Un resorte para mantenerlas abiertas reduce la fatiga asociada con tener que abrirlas después de cada corte. También necesitan estar cubiertos de hule o plástico.

• Proveer agarraderas para todas las cargas que los trabajadores necesitan levantar y limitar el peso de las cajas a no más de 50 libras.

• Dar a los trabajadores los siguientes consejos sobre como levantar cargas:

• Colocar las cargas a un nivel entre las manos y los hombros. Evitar levantarlas desde el piso y subir más alto que el nivel del hombro.

—Durante todo el levantamiento mantener la carga tan cerca a su cuerpo como sea posible.

—Agarrar bien y balancear la carga.

—Nunca gire cuando se levanta una carga. Voltear los pies de manera que apunten en la misma dirección que su carga mientras se gira.

—Evitar cargar una carga pesada más de 10 pies sin obtener ayuda o asistencia mecánica.

—Si no puede acomodar la carga entre sus rodillas dobladas, levántela con la espalda y caderas dobladas manteniendo sus rodillas relajadas. Estar cerca de la carga es más importante que doblar sus rodillas.