Las técnicas de poda de clic para Cosmic Crisp

Los investigadores viajan a los huertos de Washington para compartir consejos de poda para WA 38.

En todo Washington, los productores están ansiosos por lograr que sus nuevos huertos WA 38 produzcan frutos tan esperados. Por ende, puede ser difícil ver a Stefano Musacchi, profesor de horticultura de Washington State University, llevar podadoras a cada punta de brote con capullo de flor de árbol joven, mientras demuestra las técnicas de poda de invierno que cree que mejor establecerán la variedad ciega propensa a la madera por mucho tiempo para su éxito a largo plazo.

“Primero uno levanta su árbol, luego comienza a cortar”, dijo. WA 38 es una variedad con punta, y dejar esos capullos de flores apicales puede cegar los secados en desarrollo. “Al principio, el objetivo es evitar la madera ciega”, dijo. “Se quiere llenar el espacio con madera productiva”.

Para hacer eso, recomienda el método de poda de clic, marcado y mantener el árbol en equilibrio para promover una estructura de fructificación fuerte en los próximos años.

La poda de clic es una técnica de poda corta diseñada para promover la renovación de la madera fructífera y la intercepción de la luz en toldos de alta densidad. Las ramas no deseadas se dirigen hacia atrás para dejar solo dos o tres capullos con el fin de estimular un nuevo crecimiento vigoroso, en lugar de cortarlas planas.

La marcación promueve el desarrollo de brotes nuevos. Musacchi recomienda enseñar a los equipos a usar una mano ligera y podadoras en ángulo para obtener un corte en espiral superficial, en lugar de un corte de 360 grados que pondría a las extremidades jóvenes en riesgo de romperse. Es mejor hacerlo ya que los capullos se hinchan en febrero o marzo y se puede seguir con Promalin (ácido giberélico y benciladenina).

Sin importar el sistema, para el crecimiento más productivo, Musacchi dijo que es importante mantener los árboles jóvenes WA 38 en equilibrio a medida que crecen en su espacio. Las ramas grandes en lo alto competirán y atrofiarán el eje. Más abajo en el árbol, deje las ramas con los mejores ángulos y elimine a sus competidores.

“Siempre estoy buscando el capullo debajo que me dará un brote horizontal”, dijo Musacchi mientras usaba el método de podar con clic en las ramas del secado.

Estos principios, que buscan el equilibrio y minimizan la madera ciega con la poda y el marcado de clic, se implementan de manera diferente, dependiendo del vigor de los árboles impulsado por el raigambre, el sitio y el sistema de siembra, explicó Musacchi en las visitas de noviembre a los huertos WA 38 en todo el estado.

Los productores de Washington tienen una ventaja de 10 años con respecto a la variedad sobre otros productores de manzanas domésticos. El primer día de la gira tuvo lugar en el valle de Yakima, en el centro de Washington, seguido de un segundo día en el huerto de investigación Sunrise de WSU cerca de Wenatchee y un tercer día en la región centro-norte del estado. Aquí, Good Fruit Grower recapitula los aspectos más destacados:

Tieton: Estimular el crecimiento

Árboles plantados en Bud, al oeste de Yakima, cerca de la pequeña ciudad de Tieton. Los portainjertos de 118 y EMLA 111 aún eran bastante chicos después de su primera temporada y Musacchi exhortó a la poda agresiva de clic para impulsar un crecimiento más vigoroso la próxima temporada.

Muchos de los árboles también habían sido recortados en la parte superior durante la siembra, una práctica que puede estimular el vigor pero que Musacchi no recomienda su aplicación en WA 38. Los productores deberían proteger más bien ese crecimiento vertical.

“No me gusta el recorte superior porque usualmente se obtiene una fuerte reacción de brotes para reemplazar al líder”, dijo. “Es demasiado drástico. Me gusta el marcado para incentivar mejor los brotes”.

Bajo la atenta mirada de Musacchi, el productor Jan Strand Selby intentó replicar su estilo de poda, permitiendo a los asistentes aprender con ella mientras ponía en práctica sus principios.

El productor Jan Strand Selby poda un árbol WA 38 joven mientras Stefano Musacchi el investigador de Washington State University observa. Las técnicas de poda de clic de Musacchi constituyen algo nuevo para muchos productores, pero aprenderlas ayudará a los productores a manejar el WA 38 productivo, una variedad que consta con una vigorosa punta. (TJ Mullinax/Good Fruit Grower)

“Soy muy conservadora ya que es algo que no se puede devolver”, dijo, “pero vas a hacerme ser valiente, ¿no?” Al principio, con cautela, se familiarizó con la técnica, seleccionó las ramas para eliminarlas con un clic y recortó los brotes que quería conservar. “No vamos a cosechar esto el próximo año, así que queremos pasar el próximo año cultivando los árboles”, dijo.

Selah: Vigor variable

En condiciones vigorosas, sin embargo, dejar algunos capullos de flores para dar frutos puede ayudar a frenar los árboles. Ese es el caso en un huerto frutícola de Monson al noroeste de Yakima, en Selah, donde a WA 38 en el portainjerto de Ginebra 41 solo le quedaba un alambre para pasar por la espaldera.

“Estos árboles pueden transportar de 15 a 16 manzanas si lo que se desea es detener el crecimiento”, dijo Musacchi, estimando la carga de cultivos para la próxima temporada en función de cuatro frutos por cada centímetro de área de la sección transversal del árbol. Pero ese cultivo debe mantenerse bajo en el árbol, no en el eje superior. “Si quiere llenar más espacio, no lo haga”, recalcó.

En un bloque adyacente plantado en Malling 9 Nic.29, los árboles eran más pequeños, pero en un mejor equilibrio, y Musacchi desaconsejaba el aparcelamiento temprano. Lo mismo en un bloque en el portainjertos G.935, donde demostró cómo reiniciar un árbol para una mejor estructura. Trató un árbol con grandes ramas altas y ninguna debajo, y recortó todo de vuelta.

“Uno quiere usar realmente ese segundo año para consolidar un mejor árbol”, dijo, reconociendo que una poda tan agresiva puede ser un poco atemorizante. “Pero no es como un Honeycrisp que se acaba. Esta variedad crece”.

Zillah: Marcado

Todavía hay mucho espacio para llenar en un huerto de Zillah donde los árboles de dos líderes plantados en M.9-337 se entrenan para un Tutorado en V. El gerente de la huerta de Yakima Fruit and Cold Storage, Rob Ritchie, explicó que un bloque se entrenó con el dosel del árbol perpendicular a la espaldera, mientras que el otro se entrenó en paralelo.

Dos líderes son una buena opción para el vigoroso WA 38, dijo Musacchi, pero los productores deben tener cuidado de no tirar de las ramas para atarlas a la espaldera, ya que esa flexión puede hacer que los extremos se vuelvan ciegos. En cambio, se pueden atar las ramas que provienen de un ángulo de bifurcación de 45 grados.

El investigador de Washington State University, Stefano Musacchi, muestra qué tan profundo deben cortar los productores la madera mediante el método de poda por clic con la variedad WA 38. Durante una visita de poda Cosmic Crisp cerca de Tonasket, Washington, Musacchi dijo que los podadores deben escuchar el “crujir” de la corteza, cortando solo la corteza y el floema justo debajo de la corteza. Estos cortes de marcado deben estar en un ángulo y no en un corte de 360 grados alrededor, lo que dejaría al árbol vulnerable a la rotura. (Shannon Dininny/Good Fruit Grower)

El marcado será muy beneficioso para completar este dosel de la pared de fructificación, pero no en madera de 1 año o en líderes muy delgados, ya que pudiera generar un riesgo de rotura.

“Aquí, uno no quiere cultivar durante un par de años mientras completa la estructura porque existe mucho espacio para llenar”, refirió Musacchi.

Sunnyside: Opciones

En otro sistema de dos líderes en un huerto Kershaw Fruit en Sunnyside, los árboles plantados en G.890 mostraron mucho más vigor. Formados para una espaldera vertical, los árboles estaban bastante ramificados en el dosel inferior, un buen candidato para la poda de clic.

La primera prioridad para la poda es eliminar cualquier rama grande que compita con las ramas líderes. De hecho, esos competidores grandes deben ser removidos lo antes posible, preferiblemente con un rápido pase de poda de verano.

Las ramas que eran demasiado verticales fueron aplastadas a un brote que crecerá horizontalmente y las ramas que ofrecen buenos secados se dirigieron ligeramente hacia atrás para eliminar los capullos de las flores y el dominio apical.

“Al principio, trata de hacer un buen esqueleto del árbol”, dijo Musacchi. Si bien son deseables pocas ramas interiores, dejar los trozos cortados con algunos capullos, en lugar de hacer un corte plano para eliminar las ramas no deseadas, es una póliza de seguro para la madera ciega, acordaron Musacchi y el productor Dave Gleason.

Un bloque adyacente plantado en G.969 resultó un poco menos vigoroso, por lo que Musacchi recomendó una poda ligeramente más agresiva. Pero desincentivó marcar a los líderes delgados hasta la segunda hoja.

Tonasket: Afectaciones por causa de venados

El productor Sam Godwin plantó WA 38 en G.935 la primavera pasada. Los árboles plantados al final de las filas, fuera de la espaldera, habían crecido sobre un solo líder para noviembre, mientras que los árboles que se habían dirigido a lo largo de la espaldera, para crear dos líderes, permanecieron cortos.

Godwin dijo que eligió G.935 porque quería algo resistente a la replantación en el sitio del antiguo huerto y adecuado para suelos gravosos. También dijo que reconoció que regresar a los árboles para ir a dos líderes significaba perder un año, pero solo pretende llevarlos a la marca de 6 pies sobre su espaldera.

Un árbol de un solo líder se encuentra justo afuera de la espaldera, donde, dentro de la espaldera, el productor Sam Godwin se ha dirigido y reiniciado un bloque de árboles WA 38 para crear un sistema de dos líderes cerca de Tonasket, Washington. (Shannon Dininny/Good Fruit Grower)

“Quería duplicar mis puntos de crecimiento y reducir a la mitad mi número de árboles”, dijo. “Entonces, me percaté de que hacía un intercambio, obtenía más puntos de crecimiento con menos dólares por árbol”.

El huerto ideal de dos líderes posee 30 pulgadas entre los árboles, con 15 pulgadas entre cada líder, dijo Musacchi. “El doble eje es algo para tener en cuenta cuando se tiene un excelente vigor, no cuando se tiene poco vigor”, dijo. “Revise la composición de su suelo y su patrón, luego decida si quiere usar doble eje o no”.

Además, si los agricultores quieren podar la copa de sus árboles, es mejor tener al menos un árbol de nueve meses, como un árbol de injerto de banco, porque la madera es joven y los árboles pueden tener un mejor resultado. “Pero también es verdad, que con todo y todo, obtuviste un buen resultado allí”, le dijo a Godwin.

El problema más grande: el daño causado por venados, o específicamente, los vernados que crean laterales no deseados en sus árboles.

“Los venados hicieron poda en clic por ti”, bromeó Musacchi. Godwin respondió: “Sí, pero no hemos podido entrenarlos a hacer todo el trabajo. No son precisos”.

Musacchi observó que los cultivadores pueden podar copas de árboles de 45 a 50 días después de la siembra. “De esa manera, si uno hace sus bocas de caída antes, su árbol será más grande y lozano”, aclaró. “En algunos casos, si uno no hace la selección antes, equivale a reducir la velocidad del árbol”.

Por supuesto, Musacchi reconoció que está hablando de un mundo perfecto, sin venados. Como señaló Karen Lewis, especialista en la extensión de la fruta del árbol de WSU, si Godwin sufre daños y retrasos por venados en la designación y, más tarde, en la poda, y luego el venado se come un lateral, aún tendrá otras opciones adicionales y estará bien.

Orondo: Portainjertos de prueba

En Rocky Road Orchards, el productor Tom Auvil ha plantado árboles de un solo líder en un sistema V corto 2D, en tres portainjertos diferentes: G.890 como árboles con plumas, G.41 como árboles terminados y G.969 como látigos 7 / 16°.

Algunos de los últimos árboles habían crecido altos, hasta el alambre de 3 pies sin ramificación y podrían requerir un marcado debajo del alambre y poda de clic. “Un productor astuto probablemente habría inclinado esos en julio”, bromeó Auvil. “Esa es una de las razones por las que todos son ejes únicos. El doble eje requiere más diligencia de la que está disponible en este huerto”.

En los árboles G.969, Auvil dijo que planeaba decirles a los trabajadores que usen podadoras para quitar a los líderes fuertes que crecen dentro de la V, y probablemente hagan lo mismo en el bloque G.41. Sin embargo, los G.890 probablemente no se eliminarán tan vigorosamente, dijo, para “mantenerlos tan tranquilos como podamos”.

Auvil dijo que tendrán que arreglar su poda biológica en todo el bloque. “Probablemente tendremos que podar algunos de esos más duros”, dijo. “Podemos devolver los brotes fuertes a una almena debido al pastoreo de venados”.

Entonces, ¿qué portainjerto está demostrando ser el mejor?
“Supongo que esta es la demostración en la que estamos tratando de resolver eso”, dijo Auvil.

El investigador de WSU Stefano Musacchi y el productor y horticultor Tom Auvil conducen un grupo de productores a través de Rocky Road Orchards, un huerto comercial donde se está probando WA 38 en tres raigambres distintos provenientes de Ginebra. (Shannon Dininny/Good Fruit Grower)

Algunas personas se han alejado de la G.41 y se han trasladado a la G.11, el cual posee dos problemas inherentes, señaló: No es tolerante al áfido lanudo y no es consistente en vigor en las texturas del suelo. “No le iría muy bien aquí en el extremo arenoso del bloque”, dijo.

Hasta ahora, G.41 y G.890 han sido consistentes en todos los tipos de suelo, lo cual es importante en los suelos de los valles donde la textura del mismo cambia con frecuencia, dijo. En general, los productores deben probar al menos dos, quizás tres, portainjertos en sus propios sitios para determinar qué funcionará mejor.

Lewis notó que también: “Se puede cultivar el mismo rizoma en diferentes suelos o plantar diferentes rizomas, pero tampoco se puede hacer si no se presta atención”.

Este de Wenatchee: ¿Da un paso a lo orgánico?

En Legacy Orchards, un bloque de la segunda hoja de WA 38 en G.41 se plantó con cada otro árbol apoyado en un Tutorado en V. El productor Scott McDougall solía plantar todo verticalmente en un espacio de 3 pies por 10 pies, pero hace varios años cambió a 2 por 12 en una V inclinada, con un ángulo de 10 grados.

Reconoce que tendrá que elegir el centro con este sistema en el futuro, pero también está experimentando con cuatro líderes, dos a un lado.

Musacchi observó que las peras se cultivan con cuatro tallos en portainjertos vigorosos en Italia, y crecen muy bien. “Me gusta, siempre y cuando uno mantenga el interior limpio”, dijo Musacchi. “Pero realmente es posible llenar el espacio con ramas cortas”.

McDougall pretende hacer al bloque orgánico, un movimiento que podría funcionar bien con cuatro líderes, dijo Musacchi.

“Si uno está en proceso de volverse orgánico y no posee las herramientas disponibles para detener el vigor del árbol, esa es una buena opción”, dijo.

Sobre el Autor

Kate Prengaman

Kate Prengaman is an associate editor for Good Fruit Grower, writing articles for the print magazine and website. Contact her at 509-853-3518 or at kate@goodfruit.com

Escribir un comentario